Apaleadores sin fronteras

Resulta difícil en estos tiempos que vivimos, aunque suene irónico, alinearse con la única democracia de Oriente Medio. Lo fácil es tragarse la propaganda propalestina y pensar que los judíos son muy malos; y, por supuesto, lo fácil es insultar a todo el que se atreva a disentir de la postura oficial y buenista.

La consigna es atacar  a Israel, a un país condenado a tener que defenderse permanentemente y no sólo de los terroristas y países gamberros que le rodean, sino de la progresía occidental, siempre dispuesta a justificar cualquier acto de agresión; un país objetivo del programa nuclear iraní, centro de la diana de cualquier grupo terrorista islámico que se precie; un país abocado a tener que llevar el sambenito de crueldad y vileza; un país, en resumidas cuentas, al que ya poco le importa lo que pueda decir la comunidad internacional, pues se saben impopulares y perseguidos, pero que no cejan en su empeño de no dejarse aniquilar o destruir. Empeñarse en vivir o empeñarse en morir, que decía Andy Dufresne.

En el vídeo de esta entrada, vemos a unos soldados desarmados descender hacia el barco con la intención de evitar su entrada en aguas israelíes y romper el bloqueo de Gaza y, al contrario de lo que pasó en los otros 5 buques, en este fueron recibidos por una extraña ONG cuyo nombre debe ser el del título de este artículo, ya que, de lo contrario, no es posible explicarse el hecho de que unos cooperantes se dediquen a agredir al ejército israelí.

Obviamente, la segunda oleada sí llegó armada hasta los dientes, probablemente con armas compradas a España, a sangre y fuego y con el objetivo de poner fin a tan curiosa y peligrosa revuelta. Pero más curioso fue aún lo que encontraron en el buque: armas blancas, cócteles molotov, bombas de humo, máscaras antigas, pirotecnia variada…en resumen, lo que se dice la piedra angular de toda ayuda humanitaria.

La operación propagandística está servida; y la progresía occidental escandalizada. Hoy están de enhorabuena Al-Qaeda, Hamas, Hizbullah y cualquiera sabe cuántos grupos más, amigos de la libertad y la democracia. Muy triste.

2 pensamientos en “Apaleadores sin fronteras

  1. admin Autor

    Amplío con esta interesante información de Jordi Ros en Facebook:

    Jordi Ros ha comentado el estado de Nerea Alzola:

    “Que Israel atacó el barco en aguas internacionales no es tan sencillo:
    Según el el Manual de San Remo sobre el Derecho Internacional aplicable a los Conflictos Armados en el Mar recogido por la Cruz Roja, dice en sus artículos:

    •93. Un bloqueo deberá declararse y notificarse a todos los beligerantes y Estados neutrales.
    •94. En la declaración se puntualizará el comienzo, la duración, la localización y la extensión del bloqueo, así como el plazo en el cual las naves de Estados neutrales podrán abandonar el litoral bloqueado.
    •95. Un bloqueo ha de ser efectivo. Que un bloqueo sea efectivo es cuestión de que se aplique de hecho.
    •96. La fuerza encargada de mantener un bloqueo puede estacionarse a la distancia que determinen las exigencias militares.
    •97. Un bloqueo puede imponerse y mantenerse mediante una combinación de métodos y medios de guerra legítimos, siempre que esta combinación no dé lugar a actos contrarios a las normas enunciadas en este documento.
    •98. Podrán ser capturadas las naves mercantes de las que se tengan motivos razonables para creer que violan el bloqueo. Las naves mercantes que, tras previa intimación, ofrezcan manifiestamente resistencia a su captura podrán ser atacadas.

    Y en el artículo 67 del mismo texto legal se dice:

    Las naves mercantes que enarbolan el pabellón de Estados neutrales no deben ser atacadas, a menos que:
    •a) haya motivos razonables para creer que transportan contrabando o que violan un bloqueo, y que, tras previa intimación, rehúsen clara e intencionadamente detenerse o se resistan clara e intencionadamente a toda visita, registro o captura;
    •b) lleven a cabo acciones militares en favor del enemigo;
    •c) actúen como auxiliares de las fuerzas armadas enemigas;
    •d) estén incorporadas o apoyen al sistema de información del enemigo;
    •e) naveguen en convoy con buques de guerra o aeronaves militares del enemigo; o
    •f) contribuyan de cualquier otra manera efectiva a la acción militar del enemigo, transportando, por ejemplo, material militar, y si no es factible para las fuerzas atacantes que los pasajeros y la tripulación sean trasladados antes a un lugar seguro. A menos que las circunstancias lo impidan, deberá formulárseles una advertencia, de manera que puedan modificar su rumbo, deshacerse de la carga o tomar otras precauciones.

    La afirmación de que fuera de las 20 millas son aguas internacionales es inexacta. Según la legalidad internacional entre las 20 y las 200 millas se incluyen en la zona económica exclusiva de cada nación, reconocido por todos los códigos legales internacionales. Las aguas internacionales empiezan a las 200 millas por lo que el barco NO estaba en aguas internacionales

  2. Radio Chapuza

    Una vez más este artículo demuestra que hay personas inteligentes que no creen en los charlatanes vendedores de feria que nos insultan con sus mentiras despreciables.
    Enhorabuena

¿Algo que añadir?